Ir al contenido principal

Decenas de miles de personas se manifiestan en todo el mundo por un cambio global

Disparan contra manifestantes en Yemen: 29 muertos y 160 heridos


La Policía reprime violentamente a manifestantes en Roma

Hubo movilizaciones en las ciudades alemanas de Berlín, Colonia y Munich, así como en Viena, la capital de Austria; en Zurich, el centro financiero de Suiza, en Bruselas, Helsinki, Madrid y Lisboa. Otras protestas ocurrieron en Sydney, Australia; Tokio, Japón, y Manila, Filipinas. En el continente americano, tuvieron lugar movilizaciones en el distrito financiero de Toronto, así como en Montreal y Vancouver, en Canadá, y en Nueva York, en EEUU


EMD/ AGENCIAS.- Decenas de miles de personas se manifestaron este sábado en cientos de ciudades de todo el mundo para exigir un cambio global, lanzar una crítica al poder político y protestar contra el modelo económico y social actual y las consecuencias del funcionamiento de los mercados y la banca, contra los recortes y contra la precariedad en el empleo.

Madrid. Reuters
En Madrid, una multitud recorrio el kilómetro que separa la plaza de Cibeles y la Puerta del Sol. En Barcelona, unas 60.000 personas, según fuentes del Ayuntamiento y la Policía local, y unas 250.000, según la organización, participaron en la manifestación que partió de la Plaza Cataluña.

YEMEN
Las fuerzas de seguridad de Yemen abrieron fuego contra miles de manifestantes antigubernamentales en la capital, con resultado de al menos veintinueve muertos y 180 heridos, en tanto que un avión robot estadounidense mató en un ataque a siete rebeldes de un grupo vinculado a al-Qaida en el sureste del país, informa ASSOCIATES PRESS.

Médicos y testigos dijeron el sábado que fuerzas leales al presidente Alí Abdalá Salé, cuya renuncia es exigida por los manifestantes, dispararon con fusiles de asalto y armas antiaéreas contra los inconformes en la capital, Saná.

Según las fuentes, nueve personas murieron y 160 resultaron heridas. Se trasladó en ambulancias y motocicletas a los heridos a un hospital. El estruendo de disparos se escuchaba por la tarde en un sector donde hubo enfrentamientos en la capital.

En el sector de Hassaba, en el norte de Saná, integrantes de tribus opuestos al régimen y fuerzas leales a Salé intercambiaron disparos de morteros y de granadas propulsadas con cohetes.
Una persona murió y seis resultaron heridas, todas civiles, en la lucha que dio inicio durante la noche.

En el sureste de Yemen, en la provincia de Shabwa, un avión robot atacó el viernes por la noche con misiles a rebeldes de un grupo vinculado a al-Qaida y causó siete muertos, dijeron el sábado autoridades gubernamentales y dirigentes tribales.

Entre los muertos figura el portavoz de prensa de ese grupo y el hijo de un clérigo prominente nacido en Estados Unidos que pereció en un ataque similar en septiembre.

El ataque del avión robot parece parte de un esfuerzo de Estados Unidos para eliminar la amenaza del grupo, conocido como al-Qaida en la Península Arábiga, al que autoridades estadounidenses describen como la red terrorista más activa y peligrosa.

El Ministerio de Defensa identificó a uno de los fallecidos como el encargado de prensa del grupo, el egipcio Ibrahim al-Bana.

Dirigentes tribales dijeron que otro de los muertos fue Abdul-Rahman al-Awlaki, de 21 años, hijo de Anwar al-Awlaki, un predicador musulmán y experto en internet que era un poderoso reclutador de al-Qaida en occidente.

ROMA
La policía disparó el sábado gas lacrimógeno y chorros de agua a manifestantes que incendiaron vehículos y atacaron bancos en Roma, durante una protesta contra la codicia del sector financiero y las grandes empresas.

La movilización en la capital italiana, que devino en disturbios que dejaron decenas de heridos, se inscribe en la jornada mundial de protestas que tuvo lugar el sábado contra el capitalismo y la austeridad, tras la aparición del movimiento "Ocupemos Wall Street" en Estados unidos.

Decenas de miles de "indignados" marcharon por las principales ciudades de Europa después de que el inicio del movimiento en Nueva York alentara en Europa movilizaciones contra la austeridad gubernamental y las políticas financieras fallidas en el continente.

Un humo espeso flotaba en el aire en el centro de Roma, donde un grupo pequeño se separó de la manifestación principal y causó estragos en las calles cercanas al Coliseo.

Vestidos de negro y con sus caras cubiertas, los manifestantes lanzaron piedras, botellas y bombas incendiarias contra diversos bancos. La policía de Roma utilizó su equipo antidisturbios. Algunos de los manifestantes portaban garrotes o martillos.

Diversos grupos de inconformes destruyeron cajeros automáticos de bancos, incendiaron contenedores de basura, rompieron escaparates de tiendas así como ventanas de bancos y agredieron al menos al personal de dos equipos noticiosos de Sky Italia.

Imágenes de la televisión mostraron a policías antidisturbios cuando cargaron contra los manifestantes y les dispararon chorros de agua.

Varios agentes y manifestantes resultaron heridos, entre ellos un hombre que intentó impedir que manifestantes lanzaran botellas. Una mujer se cubría su cara ensangrentada mientras que la prensa local dijo que un hombre perdió dos dedos debido a la explosión de un petardo.

En la plaza de San Juan de Letrán, los manifestantes atacaron vehículos policiales, lanzaron todo tipo de proyectiles, incluidas piedras, y destruyeron vehículos. Un vehículo policial fue incendiado y sus dos ocupantes lo abandonaron a tiempo.

Un contingente de manifestantes pacíficos y que estaban atrapados por los disturbios subieron hasta la parte alta de las escalinatas externas de la basílica, una de las más antiguas de Roma.

El alcalde de Roma, Gianni Alemanno, responsabilizó de los hechos de violencia a "unos cuantos miles de rufianes de todo Italia, y posiblemente de todo Europa". Algunos museos cerraron sus puertas debido a los disturbios, agregó.

También hubo movilizaciones en las ciudades alemanas de Berlín, Colonia y Munich, así como en Viena, la capital de Austria; en Zurich, el centro financiero de Suiza, en Bruselas, Helsinki, Madrid y Lisboa. Otras protestas ocurrieron en Sydney, Australia; Tokio, Japón, y Manila, Filipinas.

En el continente americano, tuvieron lugar movilizaciones en el distrito financiero de Toronto, así como en Montreal y Vancouver, en Canadá. En Nueva York, los manifestantes marcharon contra el papel de los bancos en la crisis financiero.

En la ciudad alemana de Francfort, centro financiero de Europa, unas 5.000 personas se concentraron frente a la sede del Banco Central Europeo.

Cientos marcharon por la ciudad bosnia de Sarajevo con retratos del Che Guevara y viejas banderas comunistas con leyendas como "Muera el capitalismo, libertad al pueblo".

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, habló ante medio millar de manifestantes frente a la catedral de San Pablo en Londres.

"El sistema bancario en Londres es destinatario de dinero corrupto", dijo, y añadió que Wikileaks lanzará una campaña contra las instituciones financieras en los próximos meses.

NUEVA YORK
Miles de manifestantes opuestos a la avaricia de las empresas llenaron Times Square el sábado por la noche, mezclándose con curiosos, turistas en Broadway y policías para crear una escena caótica en medio de Manhattan, narra la agencia ASSOCIATED PRESS.

"¡Los bancos recibieron un rescate financiero! ¡Nosotros fuimos vendidos!", gritaba la multitud frente a las barricadas de la policía. Los agentes, algunos de ellos montados a caballo, intentaban hacer que los inconformes subieran a las aceras para que después se fueran.

Sandy Peterson, una turista de Utah que se encontraba en Times Square tras ver el musical "The Book of Mormon", se vio inmersa en el desorden.

"Nos vamos de aquí antes de que esto se ponga feo", dijo.

Los manifestantes del movimiento Ocupemos Wall Street avanzaron hacia el norte a través de Manhattan desde la Plaza Washington horas antes en la tarde. La policía esposó a 15 individuos y los metió a una camioneta. Se desconoce qué cargos podrían enfrentar.

Unas 1.000 personas marcharon previamente hacia una sucursal del banco Chase en el distrito financiero, haciendo sonar tambores, bocinas y portando carteles en los que criticaban la codicia de las corporaciones. Algunos manifestantes entraron a la sucursal para cancelar sus cuentas, aunque el grupo no impidió el paso de otros clientes.

La policía les indicó que permanecieran en la acera, y al parecer se comportaron con bastante orden mientras continuaban por las calles de Manhattan.

Más tarde fueron arrestadas 24 personas en una sucursal de Citibank cerca de la Plaza Washington, acusadas de allanamiento de propiedad privada y de desorden en la vía pública. Dos personas fueron acusadas de resistirse al arresto.

Inconformes en diversas partes del país los emularon en protestas que oscilaron entre unas 50 personas en Jackson, Misisipí, a unas 2.000 en Pittsburgh.

Miles de "indignados" marcharon en ciudades de toda Europa, al vincularse las manifestaciones que empezaron en Nueva York con otras protestas contra recortes de costos en gobiernos y políticas financieras fallidas. Los manifestantes también salieron a las calles en Australia, Asia y Sudáfrica.

La violencia se hizo presente en Roma, donde la policía disparó gas y cañones de agua a algunos manifestantes que se desprendieron de la marcha principal para romper escaparates y ventanas, incendiar autos y lanzar botellas. Decenas de personas resultaron heridas.

Una decena de manifestantes fueron arrestados en varias ciudades de Italia, especialmente en el sur, informó una agencia noticiosa local. La policía dijo haber incautado palos y dispositivos incendiarios.
Cientos de personas llenaron una plaza en el distrito financiero de Toronto, cerca de la Bolsa de Valores de la ciudad y las oficinas centrales de los principales bancos canadienses. También hubo protestas en otras urbes canadienses como Montreal y Halifax, en la provincia de Nueva Escocia.
En la Ciudad de México, algunos cientos de manifestantes se reunieron bajo el elevado Monumento a la Revolución para protestar contra la "explotación" por parte de las elites acaudaladas.

En la ciudad de Tijuana, fronteriza con territorio estadounidense, unas 100 personas se reunieron a protestar en el distrito bancario, entre ellos muchos estudiantes universitarios que protestaban por la falta de empleo.

BRUSELAS

Alrededor de medio millar de indignados pasaron la última noche acampados en el parque del Cincuentenario de Bruselas, en pleno barrio europeo, después de que ayer fuese desalojado el edificio que venían ocupando durante una semana, informa EFE.

Su presencia en el parque había sido previamente autorizada por la Policía y no se ha registrado ningún tipo de incidente.

El pasado fin de semana, cuando llegaron a la capital belga varios centenares de indignados españoles, 48 personas fueron detenidas por desafiar la prohibición de pernoctar en otro parque de la ciudad.

Comentarios

Disqus Shortname


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible